Ser la Dependencia del Ministerio de Comunicaciones, Infraestructura y Vivienda, sensible a las necesidades de las familias en pobreza y pobreza extrema que habiten asentamientos humanos en tierras pertenecientes al Estado de Guatemala, o que formen parte del proceso de liquidación del extinto Banco Nacional de la Vivienda -BANVI-.